¿QUé LIMITA EL CRECIMIENTO DE LOS PAíSES?

12 de Agosto, 2014

¿Qué limita el crecimiento de los países?

El positivo escenario externo –condiciones financieras internacionales extremadamente favorables y buenos términos de intercambio- que tuvieron los países de América Latina en los últimos años está llegando a su fin. Dicho escenario fue especialmente provechoso para los países exportadores de productos primarios cuyo principal mercado era China, lo que apuntaló un superciclo de buenos precios de sus productos de exportación. Ese atractivo escenario externo estuvo en algunos casos – especialmente en Chile, Colombia, México y Perú- unido a un mejor marco de políticas e instituciones macroeconómicas, que permitieron mantener la inflación controlada y evitar excesivas apreciaciones reales.

Al final, los buenos términos de intercambio y la solidez macroeconómica de estos países les permitió sortear los efectos de la Gran Recesión mundial a un costo reducido. Sin embargo, la desaceleración en el crecimiento de China de los últimos dos años y las perspectivas de una moderación de su crecimiento en el mediano plazo, unido a la posibilidad de una normalización gradual de la política monetaria en los países avanzados anticipan un escenario externo bastante menos auspicioso para América Latina en la próxima década.

Parte de estos efectos ya se están haciendo sentir. Así, desde comienzos del 2014 hasta ahora, las proyecciones de crecimiento de América Latina del Consensus Forecast se han corregido a la baja, desde 3,8 a 1,7 por ciento para este año.

Aunque por el lado positivo se proyecta una recuperación de los países avanzados, ésta sería a tasas moderadas y, por lo tanto, no sería suficiente como para compensar los efectos negativos de términos de intercambio y condiciones financieras externas menos favorables. Frente a este panorama, América Latina necesita prepararse para enfrentar los efectos de un escenario externo menos auspicioso y, al mismo tiempo, enfocarse en remover obstáculos internos que restringen su potencial de crecimiento y así evitar una caída mayor en su tasa de crecimiento en los próximos años.

Este tema es parte central de un informe reciente del Fondo Monetario Internacional, titulado Emerging Markets in Transition: Growth Prospects and ChallengesEl informe delinea un escenario externo futuro muy parecido al presentado más arriba y postula que una de sus consecuencias será un menor dinamismo de la inversión, mientras que el crecimiento del empleo estará limitado, en muchos casos, por el envejecimiento de la población. Además, estima que el incremento de la productividad total de factores, en ausencia de importantes reformas pro-crecimiento, se reducirá también debido a que, por su naturaleza cíclica, los aumentos de los últimos años no son sostenibles. Como resultado de estas fuerzas, el informe proyecta que el crecimiento potencial de América Latina en el período 2013-2017 será, en promedio, 1,25 puntos porcentuales por año menor que el alcanzado en el período 2003-2012. Alrededor de dos tercios de esta caída se atribuye a factores estructurales y un tercio a factores cíclicos relacionados a un entorno externo más negativo.

El informe del FMI recomienda que los países emergentes se preparen para enfrentar este escenario. Sostiene que, en la parte macro, deben fortalecer sus políticas e instituciones macroeconómicas para mantener una inflación en torno a la meta, y las cuentas fiscales y externas ordenadas, para que los países tengan la capacidad de introducir políticas contra-cíclicas frente a shocks externos. En cuanto a medidas para incrementar el crecimiento potencial, aconseja realizar reformas estructurales encaminadas a promover la inversión, el empleo, el capital humano y a elevar la productividad total de factores.

Factores para incrementar la productividad total de factores y el crecimiento del producto potencial fueron el foco del libro Oportunidades para el Crecimiento en Chile, editado por el autor de este artículo y publicado en inglés recientemente por el CEP y la Editorial Universitaria. Chile es un caso interesante de análisis porque, a pesar de haber sido muy exitoso en cuanto a crecimiento en los últimos treinta años, hoy también enfrenta una caída en su tasa de crecimiento, tanto por factores cíclicos como estructurales. El libro se concentra en iniciativas para levantar barreras estructurales al crecimiento, tanto desde el punto de vista de políticas como de instituciones.

La publicación incluye un conjunto de artículos que evalúan una serie de factores estructurales que limitan la tasa de crecimiento del PIB potencial. Entre estos factores se destacan los siguientes: las distorsiones y los obstáculos que restringen el desarrollo de fuentes de energía de bajo costo; la aún baja tasa de participación laboral femenina que reduce el incremento de la fuerza de trabajo y afecta los ingresos de las mujeres con menores niveles de capital humano; la baja calidad de la fuerza de trabajo que restringe tanto el crecimiento del capital humano como de la productividad, reduciendo el crecimiento; dificultades al emprendimiento (limitado acceso al crédito y al mercado de capitales, escasez de fondos de capital semilla, baja inversión en Investigación y Desarrollo); los efectos de la alta desigualdad en la distribución de ingresos (se pierden talentos, aumentan los conflictos) y en la distribución del capital político (una proporción importante de la población se aleja de la política, abriéndole las puertas al populismo).

Para mejorar el capital humano, las propuestas incluidas en el texto resaltan la importancia de avanzar en mejorar la calidad de la educación preescolar, básica, media y técnica y también la capacitación laboral. En educación, iniciativas prioritarias son: el desarrollo de jardines infantiles de calidad, el fortalecimiento de la capacidad de aprendizaje, de la profesión docente, de la gestión escolar y de las escuelas públicas. Esto también contribuiría a un desarrollo más inclusivo y, en el tiempo,  a mejorar en forma sostenible la distribución del ingreso.

Para incrementar la tasa de crecimiento de la productividad, el tema central del libro, se requieren reformas encaminadas a promover la competencia, la reasignación de factores hacia sectores de mayor productividad, la innovación y la creación y destrucción de empresas, y el levantar los escollos a la producción eficiente de energía. En particular, el capítulo sobre el mercado laboral destaca el rol que cumplen las políticas que facilitan la reasignación de trabajadores entre empresas, tanto para aumentar la productividad como para ayudar al ajuste de la economía frente a shocks y la destrucción creativa (la desaparición de empresas poco eficientes y la aparición de otras altamente eficientes).

El capítulo sobre energía destaca que para producir energía en forma eficiente se requiere remover obstáculos a la generación de hidroelectricidad y estar conscientes de los costos de las energías renovables no convencionales. Muchas de estas reformas requieren de un refuerzo institucional que permita un adecuado diseño técnico y de una profunda discusión de su contenido con la sociedad civil. Esto también contribuiría a la resolución de problemas de economía política, que terminan frenando la implementación de reformas pro-crecimiento y pro-equidad o aprobando reformas poco eficientes.

Muchos de los factores estructurales que limitan la tasa de crecimiento potencial de Chile se presentan también, aunque con intensidad variable, en otros países de América Latina. Sin embargo, en la región hay otras trabas que no son tan relevantes en Chile. Un ejemplo son los déficits en infraestructura. Esto pareciera ser especialmente importante en los casos de Brasil, Colombia y Perú. Chile, en esta área, hizo avances notables en el período 1995-2006 con un programa innovador de concesiones en carreteras, autopistas urbanas, aeropuertos y puertos, que no sólo llevaron a una mejora sustancial en la infraestructura, sino que también al incluir los costos de uso de estas infraestructuras para los usuarios, posibilitaron la focalización del gasto público en programas sociales orientados a los grupos más pobres de la población.

A pesar de lo anterior, la mayoría de los factores identificados en el libro “Oportunidades para el Crecimiento en Chile” como limitantes del crecimiento potencial de Chile aplican para resolver los desafíos que enfrenta la región en esta materia. Por esa razón este libro puede ser de interés para otras naciones de la región, más aún ahora que el deterioro del entorno externo está dejando al descubierto importantes problemas estructurales en la mayoría de ellos.

En la discusión de cierre de la conferencia que dio origen a este volumen, que también es recogida en el texto, Daron Acemoglu, co-autor del libro “Why Nations Fail”, enfatizó que en la etapa del desarrollo en que Chile se encuentra, el mayor reto es seguir avanzando en reducir gradualmente la desigualdad, pero, en el proceso, es necesario evitar la creación de un sistema altamente distorsionado, que limite la creación de negocios, el emprendimiento, la inversión y el crecimiento. Sin lugar a dudas, este desafío también aplica para la mayoría de las naciones de América Latina.

Fuente: http://www.revistahumanum.org/

NEWSLETTER

Usted recibirá las últimas noticias, novedades y eventos en su correo electrónico.

Suscribirse

PARA PENSAR

En la Argentina hay unos 980.000 de alumnos en instituciones educativas rurales, casi el 10% de la matrícula educativa del país.

Red de Comunidades Rurales - 2009