14 DE JUNIO: DíA MUNDIAL DEL DONANTE DE SANGRE

14 de Junio, 2012

14 de Junio: Día Mundial del Donante de Sangre

La OMS eligió el 14 de junio como el día dedicado a reconocer a los millones de personas que, al donar sangre, salvan vidas y mejoran la salud del prójimo. Este Día Mundial pone de relieve la importancia de donar sangre periódicamente para prevenir la escasez en hospitales y clínicas, sobre todo en los países en desarrollo, donde las reservas son exiguas.

De los 80 países del mundo con un bajo índice de donaciones de sangre (menos de 10 donaciones por cada 1 000 personas), 79 son naciones en desarrollo.

Este evento anual, que tiene por principal objetivo motivar a más personas a que se hagan donantes, está dedicado a demostrar que los sistemas y las políticas de salud son eficaces para hacer que las transfusiones sanguíneas resulten seguras y accesibles a la gente en todo el mundo.
 
¿Por qué es importante donar sangre?
 
Las donaciones de sangre contribuyen a salvar vidas y a mejorar la salud. He aquí algunos ejemplos de personas que precisan transfusiones:
 
  • las mujeres con complicaciones obstétricas (embarazos ectópicos, hemorragias antes, durante o después del parto, etc.);
  • los niños con anemia grave, a menudo causada por el paludismo o la malnutrición;
  • las personas con traumatismos graves provocados por accidentes; y
  • muchos pacientes que se someten a intervenciones quirúrgicas, y enfermos de cáncer.
También se precisa sangre para realizar transfusiones periódicas en personas afectadas por enfermedades como la talasemia o la drepanocitosis; asimismo, se utiliza para la elaboración de diversos productos, por ejemplo factores de coagulación para los hemofílicos.
 
Existe una necesidad constante de donaciones regulares, ya que la sangre sólo se puede conservar durante un tiempo limitado y luego deja de ser utilizable. Las donaciones regulares de sangre por un número suficiente de personas sanas son imprescindibles para garantizar la disponibilidad de sangre segura en el momento y el lugar en que se precise.
 
La sangre es el regalo más valioso que podemos ofrecer a otra persona: el regalo de la vida. La decisión de donar sangre puede salvar una vida, o incluso varias si la sangre se separa por componentes –glóbulos rojos, plaquetas y plasma–, que pueden ser utilizados individualmente para pacientes con enfermedades específicas.
 
En Misiones
 
En los últimos años se vio un crecimiento de instituciones que en forma desinteresada colaboran en la realización de actividades tendientes a promover una cultura de la donación voluntaria y altruista, con el objeto de mantener un stock óptimo de productos biológicos derivados de la sangre para los requerimientos del sistema de salud de la provincia de Misiones.
 
Sin embargo, en el año 2012 es preciso redoblar esfuerzos para cubrir la demanda, cada vez mayor, debido a la existencia de tratamientos más complejos para los que se utilizan dichos productos y el aumento de accidentes, cirugías, entre otras causas.
 
Transformar el modelo de donación de sangre
 
La sangre es un tejido vital que sólo puede ser producido por el ser humano. Ante la necesidad de productos sanguíneos para hacer frente a un tratamiento, salvar la vida de una persona que ha sufrido un accidente o sobrellevar una cirugía de riesgo, la sangre debe estar a disposición de los pacientes en cantidad y calidad suficiente.
 
Este recurso no está garantizado por el tipo de cobertura hospitalaria; tampoco depende de la atención médica pública o privada. Cuando un paciente necesita de algún tipo de hemocomponente, necesita siempre de la solidaridad de familiares y amigos que respondan a la urgencia donando sangre en la medida que sea necesaria.
 
Este modelo, denominado “de reposición” trae consigo una acción tardía de parte de todos los integrantes del sistema. El personal de salud debe actuar sobre la emergencia, ocurrido el accidente o cuando ya es pronta una intervención quirúrgica; los familiares deben obtener donantes de sangre de forma urgente, en un marco de preocupación y desinformación tan grande, que impide muchas veces que ellos mismos sean donantes. A esto se suma el hecho de conseguir donantes compatibles con el receptor o en gran número, lo que dificulta aún más la búsqueda.
 
En cambio, la donación voluntaria y habitual aumenta la seguridad en los productos sanguíneos, garantiza la autosuficiencia en hemocomponentes y permite que en casos de necesidad, el hospital disponga de un stock de sangre apropiado en el momento oportuno, sin realizar para ello pedido alguno de donantes a los familiares del paciente.
 
Misiones necesita unas 20.000 donaciones al año, el 2% de la población, para hacer frente a la demanda transfusional que exige hoy una provincia de un millón de habitantes.
 
Cuando la vida depende de una transfusión de sangre, no existe nada que pueda reemplazarla. Es por eso que se busca acrecentar la red de donantes habituales para que no falte sangre en ningún centro de salud de la Provincia.
 
Para coordinar acciones, las organizaciones interesadas pueden comunicarse con el Banco de Sangre Central de lunes a viernes de 7:00 a 19:00 horas al teléfono 0376-4447102, celular 0376-154560893, o dirigirse personalmente a Av. Cabred y Av. López Torres de Posadas.
 
 

 

NEWSLETTER

Usted recibirá las últimas noticias, novedades y eventos en su correo electrónico.

Suscribirse

PARA PENSAR

El 59,8% de los adolescentes no cuenta con una biblioteca o libros en el ámbito familiar, el 53,7% no accede a una computadora y 66,7% no accede a internet en su propio hogar.

Barómetro de la Deuda Social de la Infancia.